Unos experimentados Diablos, se hacen presentes en el Campeonato de Desarrollo de ARUSE

Diablos de San Bartolomé, el equipo classic del club tiene mucho que decir en el torneo de desarrollo de la Asociación de Rugby de La Serena

Un sábado cualquiera a eso del mediodía, Parque Pedro de Valdivia de La Serena.

A lo lejos se aprecia un grupo de viejos rugbistas que está calentando el cuerpo y estirando los doloridos músculos. El día está algo helado pero agradable para jugar.

Se observa las infaltables ceremonias del calorub y la del vendaje para proteger aquellas partes del cuerpo más dañadas por tantos y tantos partidos en épocas con menos kilos y más cabello.

El trote suave, determinar quién entra y en que puesto, así como el repaso de jugadas, le siguen a lo anteriormente comentado. No faltan las bromas, los recuerdos de siempre, las llamadas insistentes a los que vienen atrasados, así como las últimas cobranzas de la cuota para el tercer tiempo con los más “duros de pagar”.

Por lo detallado arriba, pareciera evidente que se están preparando para iniciar su participación en algún torneo o evento de Rugby Classic o veteranos. De seguro se viene el primer partido, de varios, contra algún rival de las mismas características.

Encuentros con scrum simulado, sin kicks, sin contra ruck, mucha pausa y en ocasiones no tacklear a ciertos rivales del equipo contrario.
Pero no, no es ese el motivo por el cual están ahí, y ellos lo saben perfectamente, lo tienen asumido.

Están entrando en calor y preparándose para, posteriormente, ingresar raudos a la cancha y disputar una fecha más del Torneo Desarrollo organizado por la ARUSE (Asociación de Rugby de La Serena), tal como lo vienen haciendo desde el sábado 28 de mayo y con todas las actuales reglas sin excepción. Aquí no hay excusas ni casos especiales.

Cuando se lanzó la idea que la categoría mayores de 35 del Club San Bartolomé, formase parte del torneo local teniendo como rivales a los equipos de Ovalle RC, Goliath RC de Ovalle y Changos RC de La Serena, cuyos promedio de edad fluctúa entre los 23 a 25 años, varios lo catalogaron de locura ya que se creía en cada encuentro, el equipo iba a ser vapuleado toda vez que el 80% de los jugadores de Diablos se encuentran en el rango de los 40 y 55 años. Muchos de los cuales solo se juntaban cada tres meses para un evento classic o bien para algún partido entre rivales de las mismas características. De hecho la última participación había sido en el mes de marzo para el encuentro Legends XV en Viña del Mar.

Varios, por no decir prácticamente todos, hacía muchos años que no jugaban un torneo con partidos cada fin de semana. Tampoco deja de ser un hecho anecdótico, el que esos mismos, tuvieron que volver a entrenar sagradamente, al menos un par de veces, entre lunes a viernes.

Han transcurrido las fechas y lo que hasta hace un tiempo parecía una broma de un grupo de viejos amigos o bien la excusa ideal para juntarse y verse más seguido, hoy es diametralmente opuesto.

Cuatro partidos jugados, cuatro ganados, todos con punto bonus y a falta de dos fechas del término de la fase regular ya están clasificados para la final del 15 de julio.

Se está caminando lento pero bien. No han estado exento los problemas o situaciones a esta altura de la vida inevitables (lesiones, turnos laborales, familia, viajes por trabajo u horas extras, imponderables varios, etc.), pero aun así se está sacando la tarea adelante. Algo que hasta hace poco más de un mes, parecía muy lejano.

Muchos están ligados al club al club prácticamente desde su fundación, otro grupo llegó en su etapa de adolescencia o época universitaria, están también los que ya habían dejado el Rugby a nivel de torneos y les volvió a “picar el bichito”, mientras que otros, llegados desde otras ciudades, se han incorporado al equipo ya hace un tiempo después de cerrar la etapa en sus clubes de origen.
Apenas termine la participación de Diablos en este torneo, se iniciarán los preparativos para el evento Classic “Pasando Agosto 2017”, a jugarse íntegramente el sábado 3 de septiembre en el Parque Pedro de Valdivia, donde se espera la participación de 12 delegaciones tanto de Chile como Argentina.
Pequeños pero sólidos pasos de un gran club como San Bartolomé, el cual ya tiene más de 35 años de existencia.

Crónica: Patricio Travella

 

1 Comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*