En medio de la población La Victoria y con respaldo municipal, Old School RC crece con su proyecto deportivo y social en “La PAC”

Old School Rugby Club constituye el proyecto que actualmente está llevando el rugby a la comuna de Pedro Aguirre Cerda (PAC). Si bien actualmente cuentan con categorías Senior y Femenino, el largo camino que han recorrido para lograr llevar el rugby fuera de las zonas tradicionales de este, no ha sido fácil.


Los orígenes de este club se remontan a 1997, donde un grupo de jóvenes estudiantes con interés por la ovalada, se reunieron al alero de INACAP, con la finalidad de unificar en un equipo a los estudiantes de la institución que eran cercanos al rugby. Así, tras la contratación de Orlando Marré por parte de la casa educativa y con un alto porcentaje de jugadores que eran neófitos en el deporte ovalado, arrancó el gran desafío de conformar un equipo y enseñarle a jugar, para incorporarse posteriormente en los torneos de Santiago.

De esta forma, el 98’ fue un año favorable para los dirigidos por Marré ya que, además de competir y jugar con distintas casas de estudios, los representantes de INACAP participaban como sparring de la selección M19, dirigida en ese entonces por el mismo entrenador. De esta forma el equipo logro sumar experiencia rápidamente y consolidarse como grupo.

Luego de eso vendría el desafío de la segunda división, donde tendrían partidos con equipos clásicos de la competencia, como Antumapu y UC, a la vez que también se enfrentaron a otros ya extintos tales como Audax y Colo Colo. Pero no solo de partidos históricos vivió el club, ya que en 1999 llegaría a ganar la Copa de Plata del Seven de Chile, jugado en esos años en PWCC.

Pese a los resultados y la proyección del equipo, la casa estudiantil cerró la rama de rugby, obligando a que sus integrantes buscaran otros clubes de rugby, tanto en el medio nacional como en el extranjero. De ellos, un grupo importante se mantuvo alimentando clubes importantes de la primera década del 2000, pasando por clubes como Manquehue, Santo Tomás y Cachañas.

No sería hasta 2014 que, con motivo de la visita de uno de los exjugadores que se encontraba en EE.UU., surgiría la idea de volver a reunir al antiguo equipo estudiantil. La idea que había brotado de un asado, brotó rápidamente y aquellos que en alguna vez disfrutaron el rugby siendo estudiantes y así, al poco tiempo, se encontraban entrenando y con uniformes nuevos. Así mismo, el nombre de “Old School” llegaría como el nuevo emblema del club, dado que ya los jugadores no guardaban relación con su antigua casa de estudios.

Lentamente comenzaría un éxodo de jugadores que se encontraban vigentes en otros equipos de la región, así como también, muchos otros que permanecían inactivos, volvían a calzarse los toperoles y a moldear sus bucales. Pero el club no quedaría solo entre ellos ya que, nuevos jugadores comenzaban a sumarse al romántico proyecto de los Old School.

Así, ya en 2017, el equipo se preparaba para cosas mayores, y gracias a la gestión de Carlos Reyes Bórquez, estos desconocidos del rugby, pudieron integrarse en múltiples competencias y torneos en categoría Senior, junto con lograr realizar su primera gira como club a tierras trasandinas. En Argentina, se medirían frente a U.V.A. Córdoba, Hurones y Marcos Juárez; cosa que les motivó para luego, a fin de año, organizar la primera fecha del torneo “Somo Cracks”, con la participación entre otros de Inimputables, equipo clásico del Senior argentino.

No solo de competencias supo el pasado año, ya que además el club se constituiría legalmente. Así mismo, comenzaría el trabajo con la municipalidad de Pedro Aguirre Cerda, de a poco ganando espacios en la comunidad. Partiendo en una cancha de cemento, en plena población La Victoria, los Old School comenzaban a abrir el deporte ovalado en una comuna que aparece fuera de los registros de rugby chileno.

Con la inclusión y masificación como misiones fundamentales, el club comenzó a ganar espacios e instancias importantes en la comuna, logrando que el alcalde, Juan Rozas, comprometiese espacios municipales a fin de enseñar, practicar y masificar el rugby en la comuna. Lo que llegó de sorpresa para el equipo fue que, tras organizar el torneo “Somos Cracks”, la recepción de la comunidad y las instancias municipales fueron tan favorables que, desde mediados de diciembre del 2018, las instalaciones del Estadio Municipal de Pedro Aguirre Cerda, lo que incluye una cancha de pasto natural, gimnasio y piscina; marcando un precedente no tan solo para el club, sino para toda la comunidad en torno a la ovalada.

Ya en 2019, y tras varias conversaciones, el equipo femenino de Leonas; que actualmente compite en la primera división femenina de Santiago, se unió al proyecto, con el fin de expandir aún más el rugby en la zona. Así también, se encuentran trabajando en un equipo adulto que pueda, en el corto plazo, representar a la comuna en ARUSA. Por parte de las instancias municipales, en conjunto al Departamento de Educación y Deportes, comenzó a funcionar la Escuela de Rugby de Menores de PAC, piedra angular del proyecto, que busca transformarse en una iniciativa pionera en la comuna y que, a la larga, pueda ser cantera de jugadores locales.

Así, Old School va tomando forma a medida que inserta paulatinamente el rugby en una de las comunas más vulnerables de Chile, y desde allí construir un nuevo polo de desarrollo del rugby periférico de Santiago. Una apuesta a largo plazo, pero que los mismos integrantes del club han tomado como un desafío y una misión, en esto de promover los valores del rugby más allá de la cancha.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*