¡Las Cóndores vuelven a la cancha!

Tras la larga pausa de la pandemia, las Cóndores volvieron a la cancha en el marco de la preparación del torneo Valentín Martínez que se disputará a finales de este mes en Uruguay.

Las 23 dirigidas por Edmundo Olfos se concentraron en el CARR de Santiago durante 3 días, teniendo entrenamientos en doble jornada, en busca de poder afinar los detalles de cara a la vuelta a la competencia.

En este marco, conversamos con Gissel Castañeda (Viña), Daniela Baeza (Wallmapu) y Bárbara Bustamante (UMAG), para conocer las sensaciones generales del equipo en este desafío que significa el reinicio de la temporada 2020.

¿Cómo han trabajado el espíritu de equipo en el contexto de pandemia?

(Gissel) “Haber partido desde Agosto con los entrenamientos físicos vía Zoom los miércoles y sábados fue la forma de poder estar en contacto con el staff y además estar aunque sea por medio de esta plataforma viéndonos con nuestras compañeras, creo que esto permitió poder sentir que estábamos trabajando por un objetivo en común. Además en varias oportunidades los días viernes nos juntamos para realizar diferentes actividades recreativas, desde competencias de disfraces, juegos, trivias o si se la sabe cante, actividades que nos permitieron despejarnos y sacarnos un poco de la cuarentena o encierro de cada una. Una de las cosas positivas también fue la comunicación entre el staff y jugadoras, ellos estuvieron muy pendientes de apoyarnos, tanto en los trabajos físicos con Martín, cómo también en los temas referentes al Covid y la seguridad de cada una. Creo que gracias a cada una de estas cosas pudimos mantener firme el espíritu del equipo”.

¿Cuál es el ánimo del grupo y cuáles son las expectativas de cara a este Valentín Martínez?

(Gissel) “La verdad es qué desde que supimos que se venía un nuevo concentrado para jugar el Valentin Martínez estábamos con muchas ansias y ganas de que partiera pronto. La mayoría no había pisado una cancha de rugby en meses, por lo tanto volver al rugby fue un gran incentivo, motivación e inyección de energía para todas, creo que esto mismo hace que el ambiente y ánimo del equipo ande muy bien. Respecto a las expectativas solo esperamos hacer un gran torneo, hacer nuestro juego y poder plasmar lo que el staff nos proponga”.

Pensando en lo que fue la pandemia, ¿Cómo afectó al rendimiento deportivo?

(Daniela) “La pandemia igual me afectó; en mi caso estoy muy flaca dado que si bien tengo fuerza, muscularmente no he realizado trabajo de cargas. Aunque personalmente me he mantenido entrenando todo el tiempo, en lo deportivo, volver al rugby ha sido ‘cuático’… de hecho me he replanteado el por qué estaba jugando rugby, porque igual el volver a golpearme, despertar con dolores musculares (entre risas)…sobre todo que este ha sido uno de los concentrados más fuertes que me ha tocado vivir; se nota un cambio en cuanto al staff y la preocupación que tienen ahora con el seleccionado femenino”.

“Como equipo tenemos mucho que trabajar ya que bajamos el rendimiento por las condiciones desfavorables de la pandemia; sobre todo considerando la falta de materiales y espacio para poder realizar el entrenamiento específico del Seven. Por parte del staff, nos realizaron varios test y nos marcaron la pauta para trabajar de cara a lo que se viene, pensando en llegar de la mejor forma al torneo”.

¿Cómo te sentiste siendo una de las menores del equipo?

(Bárbara) “Me sentí súper apoyada por las chicas, no me sentí menospreciada por ser chica, que era el miedo que tenía antes de llegar. Las más antiguas supieron integrarnos súper bien y tanto los entrenadores como las demás jugadoras supieron tenernos paciencia y explicarnos. También fue clave el ánimo que nos daban ya que, personalmente, me hacía sentir constantemente una más de ellas”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*